jueves, 2 de julio de 2015

Sobre mí


Sabéis que no soy de escribir entradas personales, pero han pasado seis meses desde que comencé del blog y siento que debo contaros algunas cosas sobre mí, para que conozcáis más a la persona que está detrás de todo esto.

Leo desde que tengo recuerdos y mis gustos literarios han ido cambiando con el paso del tiempo. Me crié en un pueblo muy pequeño en el que no contaba con una buena librería o biblioteca municipal a mano, así que los años de mi infancia tenía que tirar de lo encontraba por casa, de la pequeña biblioteca del colegio, de los pedidos a Círculo de Lectores o de las colecciones del kiosko.
De adolescente disfruté mucho con las novelas románticas, eran las que más abundaban por casa gracias a mi madre (aunque poco a poco me fui adueñando de ellas) y por aquel entonces todavía no existía Harry Potter ni había la cantidad de literatura juvenil que hay ahora.
A continuación, conforme fui creciendo, me leí todas las Crónicas vampíricas de Anne Rice, después me enganché a las novelas de crímenes y a las históricas tipo best-seller, más tarde me empezaron a interesar los clásicos y, finalmente, hace unos pocos años, comencé a disfrutar plenamente de la narrativa contemporánea.
Todas estas etapas estuvieron intercaladas con pinceladas de fantasía, mi respuesta cuando no sé que leer y mi salvación en las crisis lectoras.
¿Qué me deparará el futuro? No lo sé, confío en seguir leyendo variado, me gusta combinar géneros para no caer en el aburrimiento o el hartazgo y porque siempre he opinado que la variedad nos enriquece más como lectores y resulta más divertido, que al final, es el motivo principal por el que leo, para divertirme.

Aunque para algunos será un sacrilegio, disfruto lo mismo o más leyendo en mi Kindle Paperwhite que leyendo en papel. Además soy una ávida compradora de ebooks en Amazon, todos los meses caen unos cuantos.

Según mis allegados, soy una masoca cinéfila (además de que me suelen gustar las películas que no le gustan a nadie). Me gustan las películas tristes, duras, realistas, que me hacen sufrir, que me hacen sentir dolor, que me remueven sentimientos dentro, con desamor, con desencuentros y con finales infelices (ojo, no confundir con películas sentimentaloides, ésas no las soporto). Al final, resultará que mis amistades se equivocan, y que lo que soy es una sádica que disfruta viendo el sufrimiento de los demás. Aunque, en mi favor, también tengo que decir que me encanta el cine clásico norteamericano (Cary Grant forever) y reconozco que me divierto mucho con una buena película de superhéroes.

Disfruto de manera malsana ordenando y reordenando mis libros.

Soy bastante antisocial.

Entre mis autores favoritos están Haruki Murakami, Sarah Waters, Jane Austen, Almudena Grandes y Agatha Christie, aunque últimamente estoy descubriendo algunos autores nuevos (como Paul Auster y Amélie Nothomb) que seguramente pasarán a ser favoritos en cuanto lea más obras suyas.

No me gusta leer muchas novedades, soy de la opinión de que hay libros muy buenos escritos hace ya tiempo, pero como también soy humana, a veces pico con ellas, sobre todo con las de determinadas editoriales o autores.

A falta de una, tengo dos book-jar de libros pendientes. Una es para los clásicos y la otra para el resto de libros, pero a ninguna de las dos les hago caso.

Mis guilty pleasures son Nicholas Sparks, Marian Keyes, Glee, Jane the VirginLana del Rey.

De la época en la que sólo leía romántica, conservo la colección completa de RBA de la autora Johanna Lindsey y de la época en la que sólo leía novela negra, conservo una colección de Círculo de Lectores con todas las novelas protagonizadas por el personaje Miss Marple de Agatha Christie.

Soy fetichista de la editorial Anagrama y sobre todo de la editorial Libros del Asteroide (lo mío con esta editorial casi roza la obsesión). Aunque no veréis muchos libros de esta editorial por aquí ya que no recomendaría sus libros a todo el mundo, en su mayoría son lecturas especiales, deliciosas, pausadas y donde no suceden muchos acontecimientos, lo cual a ciertos lectores les puede llegar a parecer lento y aburrir.

Me encanta Goodreads, lo encuentro una herramienta muy útil, me pasaría horas mirando recomendaciones, listas y leyendo opiniones.

Tengo más de cuatrocientos libros en papel, y, la mitad de ellos todavía pendientes de leer.

En la medida de lo posible, necesito soledad y silencio para poder leer a gusto.

Llevo al día unas veinticuatro series de tv, aunque de una temporada a otra pasa tanto tiempo que me cuesta recordar que pasó al final de la temporada anterior.

No sé como me las apaño, pero siempre llevo las gafas sucias.

Los primeros libros que tuve de niña (que no eran de cuentos) fueron La historia interminable, La cueva de la luna y El misterio de la isla de Tökland. A día de hoy, todavía conservo los tres.

He estudiado muchas cosas, sin embargo, no he ido a la Universidad.

Me encanta el anime desde adolescente, aunque he cometido el (grave) error de no animarme a comprar manga hasta hace unos años. El primero con el que me hice fue mi idolatrado Kimagure Orange Road y desde entonces no he parado de leer este género.

No tengo un libro favorito, soy incapaz de elegir sólo uno, pero han sido muy especiales en mi vida libros como Emma, Las ventajas de ser un marginado, Las vírgenes suicidas, Lolita, Castillos de cartón, Nunca me abandones, Tokio Blues y ¡Melisande! ¿Qué son los sueños?.

Espero que os haya gustado la entrada y que os haya ayudado a conocerme un poquito mejor. Contadme cosas sobre vosotros en los comentarios y así le dais una alegría a mi vena cotilla.
¡Nos leemos!